Reporte Indigo

TrámitesFiscales

Atorón fiscal, escasez de citas presenciales en el SAT

Escasas y cotizadas, dos palabras que caracterizan a las citas presenciales en los módulos de atención del SAT

Escasas y cotizadas, dos palabras que caracterizan a las citas presenciales en los módulos de atención del SAT

Para llevar a cabo trámites como inscripción de personas morales o físicas, solicitud o renovación de una firma electrónica que tenga más de un año de haber perdido su vigencia, entre otros, es necesario acudir a las oficinas del SAT y para ello es indispensable hacer una cita a través de su portal.

Sin embargo, lograr agendar un espacio para acudir a los módulos se ha convertido en un acto de suerte o perseverancia.

La implementación de medidas para evitar aglomeraciones en las oficinas del SAT bajo el contexto de la pandemia por COVID-19 desde marzo de 2020, se cruzó con la desesperada necesidad de los contribuyentes de completar trámites fiscales al inicio del año fiscal y los calendarios de citas están saturados.

“Servicios importantes que se hacían como la obtención de la contraseña, que en los próximos meses va a ser muy demandada, la emisión de RFCs, constancias de situación fiscal, los hacíamos sin cita, pero los cerramos justo para evitar aglomeración de personas en los módulos”, explica Carlos Cruz Arzate, coordinador Nacional de Atención al Contribuyente del SAT.

Además, la cantidad de personal enfocado en la atención a los contribuyentes disminuyó debido a que se retiró a los trabajadores de la tercera edad, aquellos que presentan comorbilidades y madres con hijos menores de edad y que requieren apoyar en su educación a distancia, lo que mermó la cantidad de citas que se dan, afirma el funcionario.


Estamos priorizando temas de la salud y trabajamos de 10 a 14 horas en algunas entidades dependiendo el semáforo epidemiológico, pero antes era de 8:30 a 16 horas

Carlos Cruz Arzate

Coordinador Nacional de Atención al Contribuyente del SAT

La semana pasada el SAT comunicó que hasta el 29 de enero, sus oficinas ubicadas en los estados señalados con el Semáforo Medio y Bajo operaran de 10 a 16 horas, en tanto que aquellos catalogados con el Semáforo Alto y Máximo de 10 a 14 horas.

Pocas semanas después de que se establecieron filtros y se disminuyeron los servicios presenciales, las autoridades fiscales habilitaron el portal web https://satid.sat.gob.mx/ en el que los usuarios pueden generar y actualizar su contraseña, misma que será necesaria para llevar a cabo el proceso de declaración anual.

En ese sentido el coordinador Nacional de Atención al Contribuyente del SAT hace un llamado para utilizar esta herramienta y con ello hacer un uso efectivo de los trámites que se pueden hacer por internet y evitar la saturación de citas presenciales.

“Hemos buscado difundir lo más posible el uso de la página, tiene menos de un año el aplicativo. Viene la parte fuerte del SAT en abril y mucha gente va por la devolución y para tener la devolución se necesita hacer la declaración anual y para hacerlo se requiere la contraseña”, explicó.

Pese a estos esfuerzos, resulta indispensable aumentar el número de citas presenciales toda vez que hay trámites que no pueden hacerse por internet como la renovación de la firma electrónica para personas morales.

“Las pocas citas que se liberan se saturan de forma inmediata, eso ha provocado que incluso haya personas que viajen a otros estados para conseguir hacer sus trámites”, explica Guillermo Mendieta González integrante de la Comisión técnica de auditoría fiscal del Colegio de Contadores Públicos de México.

Incluso Raquel Buenrostro, jefa del SAT, reconoció en noviembre de 2020 que bajo esta circunstancia despachos contables o funcionarios buscaron acaparar las citas con bots para después venderlas.

Esfuerzo comunitario por citas en el SAT

Después de tres semanas de estar “cazando” una cita en el SAT para renovar su firma electrónica, Luis Ramos logró conseguirla pero no en Monterrey en donde habita sino en Saltillo.

Ante esta situación, el joven de 30 años que cursa un doctorado en Economía decidió apoyar a los que cómo él se levantaban a las 5 de la mañana para ver si encontraban un espacio abierto en los módulos y en junio de 2020 creó la cuenta de twitter @SATsincitas bajo el título ¿Ya abrió citas el SAT?

Las primeras semanas de vida de este espacio, Ramos se daba a la tarea de revisar el portal de citas para alertar a sus 500 seguidores cuando hubiera disponibles, pero después de que el SAT informó en Twitter que no se trataba de una fuente oficial, la cuenta alcanzó 27 mil seguidores que ahora hacen labor comunitaria para alertar respecto a los momentos en los que se puede obtener una cita.

“La gente cuando encuentra una cita lo reporta y yo lo comunico. La cuenta creció mucho estos meses lo cual está bien porque a más gente se le puede ayudar pero también quiere decir que el problema es creciente, que hay mucha gente en esta situación”.

También puedes leer: Resiliencia tributaria del SAT, pese a la pandemia

Exit mobile version