Lo que más se echó en falta durante la comparecencia de Rosario Piedra Ibarra ante la Comisión Permanente del Congreso de la Unión fue sin duda la autocrítica de su gestión. Durante la primera parte de su intervención habló en términos muy generales de los “logros” en 2020 de su administración, pero después de ser cuestionada por algunos legisladores de la oposición por la ausencia de la Comisión ante las denuncias en materia de salud durante 2020, su respuesta fue a la defensiva, cuestionando la ausencia de la oposición en años anteriores. Y lo dicho, el formato elegido para el encuentro estuvo más enfocado en protegerla que en propiciar un ejercicio de debate.

Aliados de Toledo

Ahora que está por iniciar el proceso de desafuero contra Mauricio Toledo, algunos afines al diputado federal petista en el Congreso de la Ciudad de México andan nerviosos. Los legisladores en cuestión son, comentan, el exdelegado de Coyoacán y sucesor de Toledo, Valentín Maldonado, así como el exdirector de Gobierno de la demarcación, Edgar Jiménez Santillán, quienes son cercanos al legislador federal.

El primero actualmente es diputado local y el segundo es su asesor en el Legislativo capitalino, sin embargo, se sabe, ambos conocen a Toledo desde que presuntamente comenzó su enriquecimiento ilícito, por lo que estarían nerviosos de que el brazo de la justicia pueda alcanzarlos.

Rumbo a San Lázaro

Ni la burla perdona el diputado local michoacano Eduardo Orihuela Estefan, en su búsqueda por pavimentar su camino hacia una curul federal, enarbolando el discurso de favorecer a los campesinos de Michoacán. Está muy bien su mensaje. Es entrón. Considera que parte de la producción de granos y hortalizas en México se fue por los suelos tras esta pandemia y no hay reacción por parte de nadie, y que los diputados federales no son solidarios en la creación de políticas públicas para los campesinos. Suena a un cuento de hadas. La propuesta ideal. El campo por fin será ayudado por los políticos. Lástima que el aspirante en particular tiene el antecedente de haber resultado favorecido a través de sus empresas exportadoras en el sexenio anterior, por lo que hay incluso una investigación de la Sader en curso.