El Festival Internacional de Cine Cannábico (FEICCA) celebra cinco años de lucha, pero también de grandes logros, entre ellos, posicionarse como uno de los encuentros más destacados que informan sobre esta planta desde distintas perspectivas.

“Ha sido difícil; sin embargo, me parece que el público ahora está más abierto a estos temas tabúes, quiere saber más acerca de la planta y estas realidades de mamás cannábicas, gente que vive de la cannabis en otros países”, cuenta Tania Magdaleno, quien dirige el Festival junto con Iván Librado y Swald Huerta.

En entrevista, Magdaleno destaca que este año el FEICCA, que se realizará del 14 al 17 de julio, contará con alianzas muy importantes, entre ellas DocsMx que participa con el título Madre Planta; además estarán 48 Hour Film Project México, Feratum Film Festival, y el Festival Internacional de Cine Cannábico del Río de la Plata, con la participación de su director Alejo Araujo como parte del jurado de este año.

Por segundo año consecutivo, los organizadores convocaron a cineastas a través de la plataforma Film Free Way, y en total recibieron más de mil 200 materiales audiovisuales, entre los que destacan Carmen Vidal: Mujer Detective, Eva Dans y Obsessions.

El evento tendrá como sedes el Cine Tonalá, Marketeatro, Huerto Roma Verde, la Facultad de Cine y Falling Piano, todos ubicados en la colonia Roma de la Ciudad de México

Consulta toda la cartelera en la página: https://ficca.mx/ 

Avances y retos del FEICCA

Tania Magdaleno, quien dirige el Festival, asegura que, desafortunadamente, para nuestros gobernantes este tema no es algo prioritario y, por lo tanto, todavía falta mucho para que la regulación de la cannabis se haga.

La directora del FEICCA expresa que, en cinco años, han crecido mucho, siempre con el objetivo de dar a conocer las diferentes perspectivas cannábicas.

Además, reitera que ellos no fomentan su consumo, sino que comparten información sobre los usos responsables y medicinales que tiene la planta.

“El Festival ayuda a que nos veamos como una referencia como Uruguay, Argentina, París o Egipto, a que nuestros gobernantes se dieran a la tarea de ver otras realidades y con base en eso adaptarlo a nuestra sociedad, porque quizá no sean las mismas necesidades que tienen los otros países, pero sí podemos basarnos en las legislaciones que están realizando para ver cómo ayudar, o no, a los proveedores, consumidores y a las personas que se aperturan a abrir negocios”, detalla.

“Incorporamos información por medio de especialistas en medicina cannábica y de cine en esta lucha por la libertad de la planta”
Tania MagdalenoDirectora del FEICCA

A través de audiovisuales, talleres, danza y pláticas, el Festival de Cine Cannábico tiene como objetivo mostrar la multivariedad de la planta en todos los aspectos de la sociedad, como la cosmetología, alimentación, industria y medio ambiente.

“Las películas proyectan la normatividad de la planta en el uso diario, ya sea como recreativa o medicinal, y la realidad que viven diversas sociedades, esto es importante, porque quiere decir que hay un gran avance. Con esto podemos acercar más a la gente que todavía no rompe estos estigmas y mostrarles que es una planta que tiene muchos beneficios como seres humanos y para el planeta”, concluye.

También puedes leer: UNAM impartirá un diplomado sobre el cannabis y su uso medicinal