Reporte Indigo

TECNOLOGíA

Así es como las empresas espían nuestros teléfonos celulares sin que nos demos cuenta

Luego de las dudas que generaron las nuevas condiciones de WhatsApp en torno a si espían nuestros mensajes, nos pusimos a investigar si las empresas tienen pueden ver nuestra información.

Y la respuesta es sí: todo el tiempo estamos siendo monitoreados por compañías de tecnología, agencias de publicidad, hackers y hasta por el gobierno. Y lo hacen, incluso, sin nuestro consentimiento.

Gigantes tecnológicos como Google y Facebook tienen acceso a grandes cantidades de datos, obtenidas desde aplicaciones de terceros instaladas en los teléfonos inteligentes, según un estudio desarrollado por la Universidad de Oxford.

Investigadores analizaron el código de 959 mil aplicaciones de las tiendas de Google Play en Estados Unidos y el Reino Unido, donde encontraron que un gran número de ellas transfieren información personal a grandes compañías de tecnología.

La información que las aplicaciones nos roban incluye aspectos como nuestra edad, género y ubicación.

El estudio encontró que 88 por ciento de las aplicaciones podría estar entregando datos a Alphabet, la empresa matriz de Google. Esto colocó a la compañía en la cima de beneficiados de los datos que las aplicaciones móviles se roban de los celulares.

En segundo lugar se encuentra Facebook, con 42.5 por ciento de la información recibida; seguido por Twitter, con 33.8; Verizon con 26.7 por ciento de la información, Microsoft adueñándose de 22.7 por ciento de los datos y Amazon con 17.9.

Y aunque WhatsApp ya aclaró que nadie tiene acceso a los mensajes, conversaciones grupales y llamadas realizadas a través de su plataforma, el estudio demuestra que otras empresas sí le están transfiriendo nuestra información privada a Facebook, de la que la aplicación de mensajería forma parte.

El titular de Explotación de Datos de Privacy International, Frederike Kaltheuner, considera que este tipo de invasión es excesiva, según declaraciones que hizo para Business Insider.

El experto considera que las empresas no sólo recolectan la información para fines de marketing, como ellas argumentan, sino para hacerse de más beneficios pasando por alto derechos humanos, como la privacidad.


“La forma en que Google, Facebook, y muchas otras que la mayoría de la gente no ha oído hablar, rastrean a las personas, es simplemente excesiva. Y no se trata de la necesidad de recopilar datos para mostrar anuncios relevantes, sino de maximizar los beneficios a expensas de los derechos fundamentales de las personas”.

¿Para qué quieren nuestros datos?

Los investigadores encontraron que datos como el género, edad y ubicación, permiten a las empresas construir perfiles de cada persona y utilizarlos a su beneficio… desde ofrecerles un producto o usarlos para una campaña política.

“Permite la construcción de perfiles detallados acerca de los individuos, lo que podría incluir inferencias acerca de hábitos de compra, su clase socio económica y hasta opiniones políticas”.

Según el estudio, una aplicación mediana podría transferir datos a cinco compañías rastreadoras, encargadas de transferir esa información a firmas como Google.

Algunas aplicaciones rastrean los datos de forma más intensiva que otras. Las aplicaciones de noticias suelen ser las más invasivas, dice el estudio.


“Particularmente, las aplicaciones de noticias y las dirigidas a los niños parecen estar entre las peores, en términos del número de rastreadores de terceros asociados con ellas”.

En particular, las aplicaciones para niños arrojan algunos problemas legales relacionados al seguimiento de datos.

“Algunas prácticas que pueden estar involucradas –como permitir la elaboración de perfiles de niños sin el consentimiento de los padres– podrían ser ilegales”.

Así puedes descubrir si una aplicación te está espiando (y evitarlo)

La agencia de tecnología Comparitech nos comparte varios tips para saber si las aplicaciones que tenemos instaladas en nuestros celulares nos están espiando y, de ser posible, evitarlo.

En primer lugar, hay que echarle un ojo a las aplicaciones gratuitas. Si las utilizas, es muy probable que tu información esté siendo rastreada. En esos casos, los datos son monetizados para la publicidad que aparece en las aplicaciones.

Esto ocurre porque, para mostrar anuncios dentro de las aplicaciones gratuitas, es necesario recopilar los datos de los usuarios para que las empresas interesadas les vendan sus productos o servicios.

Para minimizar esta situación, puedes evitar utilizar aplicaciones gratuitas aunque sea prácticamente imposible. Se recomienda, en cambio, comprar las alternativas premium que ofrecen los desarrolladores.

Permisos excesivos a las aplicaciones

Cuando instalamos una aplicación en el teléfono, esta solicita permisos para acceder a funciones como la cámara, ubicación, etcétera.

Hay aplicaciones que no podrían funcionar sin esos permisos, por ejemplo, Waze no tendría forma de operar si no le permitimos acceder a la ubicación; o no podríamos publicar historias en Instagram si no le dejamos acceder a la cámara.

Pero hay otras que no requieren acceder a ningún permiso para funcionar. En esos casos, lo recomendable es bloquearles el acceso al cerebro de nuestros teléfonos una vez instaladas, dice Comparitech.


“Una vez que una aplicación tiene permiso para recopilar esos datos, puede compartirlos potencialmente con cualquier persona, lo que permite a entidades de terceros realizar un seguimiento de sus actividades”.

Por eso, cualquier permiso que no sea indispensable para que la app funcione, debe considerarse excesivo y bloquearse. Además, esas solicitudes podrían ser una “pista de que algo más siniestro puede estar pasando”.

Identificadores de publicidad

Tanto Android como iOS requieren apps para utilizar un Identificador (ID) especial, llamado ID publicitario, para rastrear a los teléfonos inteligentes. Este ID publicitario está vinculado a tus datos personales.


“Los ID de publicidad móvil permiten a los desarrolladores de aplicaciones móviles identificar quién está utilizando sus aplicaciones móviles, con que se puede enviar información a los anunciantes y terceros interesados”.

Pero la buena noticia es que el ID publicitario se puede restablecer, tanto en iOS como en Android, e incluso optar por la personalización de anuncios. Restablecer el ID ayudaría a interrumpir los perfiles que los anunciantes ya habían construido sobre cada usuario.

En Android

Para restablecerlo en Android, basta con ir a Configuración > Google > Anuncios > Restablecer ID de publicidad y Aceptar cuando aparezca la pantalla de confirmación. Para desactivar la personalización de anuncios, activar el botón Desactivar.

En iOS

En el sistema operativo de Apple, habrá que navegar a Configuración > Privacidad > Restablecer identificador de publicidad y luego Restablecer identificador cuando aparezca el mensaje. Para desactivar la personalización de anuncios, activar el botón Limitar seguimiento de anuncios.

Atención en las políticas de privacidad y análisis de tráfico

Las políticas de privacidad son los documentos donde cada aplicación establece a qué información accederá una vez instalada. Por lo tanto, es necesario que los usuarios lean esa información y, en caso de no estar de acuerdo, rechazarla y desinstalar la aplicación de sus móviles.

Otra técnica para determinar si una aplicación está compartiendo con empresas o terceros tus datos personales, es utilizar herramientas de análisis de tráfico.

Una de ellas es Lumen Privacy Monitor, una aplicación gratuita para Android que analiza el tráfico de información que las aplicaciones envían hacia fuera y reporta qué aplicaciones activaron la cosecha de datos personales.

Ese tipo de aplicaciones ayudan a determinar quiénes utilizan nuestros datos personales y bloquearlas en automático.

Te puede interesar:Tras polémica por privacidad de WhatsApp, Telegram y Signal crecen y se fortalecen

Exit mobile version