Servirse en el plato más alimentos de los que se van a consumir afecta a la problemática del hambre, a la economía y al medio ambiente tanto en México como en el mundo.

De acuerdo al Banco de México (Banxico), en la República Mexicana se desperdician alrededor de 20.4 millones de toneladas de comida al año, que es equivalente a lo que podría alimentar a 7.3 millones de personas en el país.

Y para la producción de los alimentos que son desperdiciados por los mexicanos se requieren alrededor de 40 billones de litros de agua.

No solo eso, en su reporte titulado “Pérdidas y Desperdicio de Alimentos en México”, Banxico revela que los desperdicios representan un costo de 491 millones de pesos anuales para el país.

Esta realidad es dolorosa y el coraje que genera es significativo, ya que a nivel global hay más de 9 millones de personas que mueren por hambruna cada año, según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO). En México hay alrededor de 7 millones de individuos en pobreza alimentaria.

491

Millones de pesos al año le cuestan a México sus desperdicios de alimentos

El informe detalla que 4.5 millones de toneladas de desperdicio corresponden a litros de leche, 2.8 millones de toneladas a tortilla, 2.6 millones a pan blanco y 1.3 millones de toneladas a huevo, por mencionar algunos alimentos que terminan en la basura.

Así que bien podrías agregar a tus metas a cumplir este 2018 el esfuerzo por no desperdiciar alimentos, comienza por la simple y sencilla acción de servirte las porciones que realmente vas a consumir.

También al planeta

El círculo vicioso de los desperdicios afecta al medio ambiente, pues los desechos y la basura son un factor más para la contaminación del planeta.

La urbanización provoca que se lleven dietas altas en azúcares, grasas refinadas, aceites y carnes, las cuales aumentan las emisiones de gases contaminantes.