Este fin de semana se comprobará si los regios pueden unirse en al menos un tema: el de lograr que se elimine, o mínimo se reduzca, el cobro en estacionamientos de los centros comerciales. 

La página de Facebook “Estacionamiento Libre NL” creó un evento para invitar a los habitantes de Monterrey a que del 3 al 5 de julio no asistan a tiendas que, consideran, cobran de más por sus espacios para vehículos.

Inicialmente tenían programada una fecha para el último fin de semana de julio pero fueron tantos los Likes e interesados, que adelantaron esta protesta, aunque siguen con planes para ambas circunstancias. 

Hace aproximadamente dos semanas que se inició la página y actualmente cuenta con más de 15 mil Likes. El evento en cuestión tiene más de 6 mil personas interesadas.

Los responsables de esta iniciativa hablaron en entrevista con Reporte Indigo. Afirmaron ser cuatro personas, cuyos nombres omitieron, aunque en estos días salió a la luz en otros medios que un hombre llamado Hugo Lozano estaba detrás de la iniciativa.

Hugo Lozano “ha estado dando entrevistas y hablando en nombre de la causa”, escribieron en su red social. Pero declararon que “nos deslindamos por completo (de Lozano) ya que no forma parte de este movimiento”.

“Agradecemos mucho a Hugo Lozano el apoyo por la difusión de las fechas para no acudir a las plazas comerciales, sin embargo él no esta enterado de los ideales de esta causa”, aclararon. 

“Preferimos que este movimiento sea de toda la sociedad inconforme y no tener líderes ni protagonistas”, comentaron en la entrevista con Reporte Indigo, “no damos declaraciones de forma personal y en nuestras publicaciones de las redes sociales hacemos mención de las quejas que la gente nos ha trasmitido”. 

¿Qué dice el público?

El proyecto “inició a través de una inconformidad de nosotros como ciudadanos y clientes de diferentes plazas comerciales, donde tenemos tiempo percibiendo como un abuso el cobro excesivo en sus estacionamientos”, dijeron vía correo electrónico. 

Su propuesta para erradicar el problema es presionar a los comercios a eliminar las tarifas a manera de “huelga”. 

“Realmente creemos que no es con nosotros con quienes se deba negociar, creemos que las plazas deben valorar a sus clientes y proponer diferentes opciones en función del consumo”, opinaron.

También aseguran que los regios se han sumado a su iniciativa como voluntarios de diseño, difusión y administración de la página.

No quisieron nombrar centros comerciales específicos, pero en Facebook sus seguidores apuntan a algunos como Galerías Valle Oriente, que cobra 22 pesos por hora, o Galerías Monterrey, que aumentó recientemente de 17 a 20 pesos la hora, entre otros. 

Las quejas a las que se suman los usuarios señalan además a que el tiempo de tolerancia en los comercios es de apenas 15 minutos y que, en su mayoría, no se hacen responsables de daños a la propiedad.  

“Estamos de acuerdo en las responsabilidades que conlleva tener un automóvil, sin embargo el cobro de estacionamiento no está regulado por ninguna autoridad y creemos que en muchos lugares se abusa en las tarifas”, afirmaron en la entrevista.

En Facebook compartieron una nota sobre la clausura de casetas de cobro en estacionamientos de centros comerciales de Ciudad Juárez, lo que supuestamente se logró gracias a la participación de la ciudadanía. 

“Sabemos que en muchas ciudades del país se cobra el estacionamiento”, continuaron en su correo, “sin embargo por lo que hemos investigado, las tarifas son mucho menores comparadas con las de nuestro estado. Además hemos sabido de casos en diferentes ciudades en donde la sociedad se ha unido para eliminar estos costos”. 

Por otra parte enfatizan, tanto en su declaración para esta publicación como en sus redes sociales, que la propuesta también nace de un deseo por volver a la convivencia familiar en espacios públicos donde no se cobre a los carros, además “del uso responsable del automóvil, el apoyo a la economía familiar y promover el uso alternativo de medios de transporte, lo cual se reflejaría en muchos beneficios en la ciudad”. 

¿Qué dice la ley?

La llamada Ley de Estacionamientos de Nuevo León, con su propuesta de pagos regulados y derechos para dueños de automóviles, fue aprobada por la Comisión de Desarrollo Urbano en el 2012.

Obligaba a los centros comerciales a tener cámaras de video, mayores periodos de gracia, entre otras cosas. Pero, aunque hubo un segundo impulso por fortalecer esta iniciativa el año pasado, nunca se ha aplicado.

“Sabemos que el Reglamento de Zonificación y la Ley de Desarrollo Urbano mencionan que el centro o plaza comercial está obligado a contar con los cajones de estacionamiento para sus clientes sin que esto represente un costo extra”, escribieron los responsables de Estacionamiento Libre NL, “desgraciadamente ha sido un tema abandonado en el congreso”. 

El diputado del PAN, Héctor Briones planteó, a raíz de este movimiento, que la propuesta fuera retomada. Ésta originalmente fue impulsada por el diputado priista Carlos Barona. 

Sin embargo pareciera que a los centros comerciales les favorece enormemente que la ley no se haya llevado a cabo, pues continúan haciendo un negocio afuera de otro al cobrar lo que les parezca. 

Como aseguró en entrevista para Reporte Indigo el abogado Luis Darío Ángeles, “no hay ninguna ley que los obligue a que no cobren”.

Esto pone en un lugar difícil al proyecto de Estacionamiento Libre NL, pues “lo que piden carece de fundamentos legales”, dijo el abogado del despacho en derecho administrativo, Urrutia & Ángeles. “Objetivamente no hay ninguna prohibición legal”. 

La única norma que existe al respecto es la que obliga a los comercios a tener espacios para los carros, lo cual depende del giro de cada negocio. 

Ángeles comentó que en Nuevo León existen leyes para regular los estacionamientos, pero se trata de normas antiguas que subsidiaban parte del costo para fomentar a los comercios. 

Lo que el abogado, especialista también en administración pública y desarrollo urbano, sí considera que es ilegal es que los centros comerciales se deslinden de sus obligaciones. 

“Esa sí es una práctica ilegal porque no tienen fundamentos para deshacerse de las responsabilidades a las que están obligados”, aseveró, “yo creo que cuando estás cubriendo un costo por espacio la ley les impone varias obligaciones, como el Código Civil, la Ley de Desarrollo Urbano probablemente, y seguramente los reglamentos de construcciones y planificaciones de los municipios”. 

Luis Darío Ángeles está de acuerdo con la columnista de esta publicación, Indira Kempis, en que tener un vehículo no implica beneficios y que cada dueño debe aceptar los costos, directos o indirectos de su propiedad.